El deber primordial de nuestra Legislatura Municipal es velar por el bienestar general de nuestros ciudadanos, en una tarea legislativa conjunta con el Alcalde, en una función que pueda culminar en una administración pública eficiente y productiva.